jueves, 31 de marzo de 2011

NO A LA CUSTODIA COMPARTIDA IMPUESTA: COMUNICADO DE LA ASOCIACIÓN


Desde la Asociación No a la custodia compartida impuesta, nos decidimos a enviar el presente comunicado con la finalidad de clarificar nuestra postura con respecto a la imposición de la custodia compartida en los divorcios contenciosos.

 

Desde esta asociación, decimos no a la imposición de la custodia compartida porque el desarrollo práctico de este modelo de custodia, tiene repercusiones que pueden ser muy negativas para el desarrollo emocional de los menores. La custodia compartida, aun siendo de mutuo acuerdo, es una modalidad muy difícil de llevar a cabo ya que exige altos niveles de comunicación, flexibilidad, consenso y tolerancia por parte de ambos progenitores. Cuando una pareja llega a un divorcio contencioso, la relación entre ambos está muy deteriorada, de tal modo que si en ese contexto se impone una custodia compartida, no se va a "compartir" la educación y el cuidado de los hijos, sino que se va a "dividir" entre ambos progenitores, haciendo a los menores partícipes del conflicto y en muchos casos, obligándolos a mudarse periódicamente de domicilio, privándoles de un hogar estable. Inevitablemente, estas circunstancias van a afectar de forma negativa a su estabilidad física y emocional y de hecho, en todos los casos de los de que tenemos conocimiento, está siendo desastroso para los hijos.

 

Para que los hijos se resientan lo menos posible tras la separación, necesitan un entorno y un hogar estables y continuar con su rutina diaria en la medida de lo posible. Por este motivo, en los casos en que hay conflicto, abogamos por que la custodia la ostente aquel progenitor que haya venido asumiendo mayoritariamente sus cuidados y facilitando al otro progenitor un régimen amplio de visitas (afortunadamente, los regímenes de visitas de 4 días al mes son cosa del pasado). De este modo, los hijos contarán con su padre y con su madre pero tendrán un hogar y un entorno estables, fundamentales para su correcto desarrollo. A esto hay que añadir que, en España, el concepto de patria potestad es mucho más amplio que en el resto de países, de modo que el progenitor no custodio puede participar y decidir sobre la vida práctica de su hijo. 

 

No aprobamos la imposición sistemática de la custodia monoparental, pero tampoco aprobamos la imposición de la custodia compartida sin acuerdo de los progenitores por las consecuencias negativas que tiene sobre los hijos, entendiendo que su bienestar debe ser el objetivo prioritario.

Hay otras fórmulas para buscar la igualdad entre progenitores que no tienen por qué afectar a la estabilidad de los hijos y situarlos en una situación de conflicto permanente.
 

Nuestro objetivo prioritario es lograr una custodia responsable de modo que la solución de custodia que se aplique en cada caso, vele en todo momento por los intereses del menor por encima de todo.

 

 



1 comentario:

  1. Soy una madre divorciada de Valencia y estoy totalmente en desacuerdo con la Custodia compartida impuesta. Cada caso es particular y no creo que sea beneficioso para los menores. En mi caso, mi nene tiene 3 años y no será bueno que esté la mitad de su vida en un pueblo y la otra mitad en otro ( 4km de diferencia entre ambos). Qué vida emocional se le espera a mi niño? Dónde está su estabilidad?

    ResponderEliminar